¿Qué es la empleabilidad?

Es un conjunto de competencias que elevan las opciones de crear, conservar y mejorar nuestro puesto de trabajo actual o encontrar uno a futuro. En todos los casos, se trata de obtener un trabajo que permita cubrir nuestras necesidades personales, profesionales, económicas y sociales actuales y futuras.

¿Por qué ser más empleable?

Ser más empleable da las herramientas necesarias para optar por otro empleo cuando lo deseamos o perdemos el que tenemos. En otras palabras, permite integrarnos con mayor facilidad en el mercado laboral actual y futuro, ya que las competencias desarrolladas para ser empleable servirán para tener un enfoque diferente sobre el trabajo y nos serán útiles a lo largo de toda nuestra vida laboral.

¿Cómo se adquiere la empleabilidad?

Como hemos visto, el ser empleable no sólo implica conseguir un nuevo trabajo, sino también mantenerse en el actual. En este contexto, desarrollar la empleabiliad es fundamental ya que, independientemente del rubro en el cual nos desenvolvemos, hoy, el mercado laboral es muy competitivo.

Para adquirir la empleabildiad, es necesario realizar una serie de acciones que nos lleven a desarrollar las competencias necesarias para ser empleables. Estas se inician con el autoconocimiento, luego definiendo y administrando nuestra estrategia personal y finalmente diseñando un plan de marketing personal que nos lleve a alcanzar nuestros objetivos personales y profesionales.

¿Cuáles son los pasos del plan para ser más empleable?

Lo primero es desarrollar el autoconocimiento, conocerse a uno mismo y entender quienes somos, nos permitirá tomar mejores decisiones, manejar con eficiencia las relaciones interpersonales y reaccionar mejor ante los conflictos inevitables.

Lo siguiente es desarrollar un pensamiento estratégico y definir un plan personal, identificando claramente, mediante un análisis interno y externo, quién soy y qué quiero alcanzar para determinar los pasos a seguir y los mecanismos de control que utilizaré para medir los avances.

Una vez definida nuestra estrategia, pondremos en marcha un plan de marketing personal que permita diferenciarnos, ser visibles y ser relevantes en el entorno profesional que nos queremos desenvolver.

Hoy en día, el 70% de las contrataciones se da gracias a las referencias personales y laborales, en este sentido, desarrollar nuestro network es fundamental. Elaborar un mapa de contactos que nos permita tener identificados a los actores que podrían contribuir al logro de nuestros objetivos será de gran valor.

Por último, si nuestra intención es optar por ser dependientes, será necesario entrenarse para afrontar exitosamente un proceso de selección, por ello, conocer todas las etapas, los instrumentos y técnicas que suelen utilizarse en los procesos, es clave, ya que podremos prepararnos mejor para cada una de ellas.

¿Quieres potenciar tu marca personal y ser más empleable? Te invito a ver el Taller de “Empleabilidad y Marketing Personal” Regístrate haciendo click aquí y recibirás el acceso gratuito a la grabación del taller